Visas de Trabajo

English

La práctica de inmigración del abogado Skerrett incluye:

• Obtención de Visas  Provisionales de Trabajo de negocios. Se preparan y se radican  peticiones de visas de trabajo para no-inmigrantes con el USCIS. Se proporciona este servicio a clientes corporativos, entidades gubernamentales y con fines no pecuniarios interesados en emplear un extranjero en un puesto ejecutivo, administrativo o en una capacidad profesional. Estas categorías de visas incluyen H, J y las visas L. También se proveen servicios a extranjeros que desean venir a los EE.UU. con propósitos de comercio (E-1) o de inversión en los EE.UU. (E-2).

·  Obtención de visas de trabajo permanentes para inmigrantes y ajuste de status. Muchos clientes desean retener sus ejecutivos, gerentes, y profesionales de procedencia extranjera así como trabajadores especializados y no especializados permanentemente. El abogado Skerrett ayuda a clientes a preparar y procesar certificaciones laborales de trabajadores extranjeros ante el Departamento del Trabajo de los Estados Unidos y a obtener la aprobación de visas de trabajadores inmigrantes con el USCIS.  Asistimos a nuestros clientes a cumplir con las disposiciones de la Ley de Reforma y de Control Migratorio y otras leyes de inmigración.  Ayudamos a clientes a cumplir con las leyes de inmigración  de Estados Unidos que reglamentan la entrada a los Estados Unidos y como emplear a extranjeros.  El Licenciado Skerrett procesa también las peticiones de visa, las solicitudes para extensiones de estadía o peticiones de ajuste de estatus, entre otras, para visitantes de negocios, para estudiantes en entrenamiento o de intercambio, atletas, artistas y familiares o dependientes.

• Cumplimiento de IRCA y I-9 para patronos norteamericanos.  Las leyes de inmigración  estipulan que es ilegal emplear extranjeros que carecen de permiso de la USCIS para trabajar en los EE.UU. Con excepciones muy limitadas, los patronos tienen la obligación de verificar que todos los empleados (aún ciudadanos de EE.UU.) están autorizados a trabajar en los EE.UU. Para ello deben de mantener un récord y llenar a tiempo los formularios  I-9. Multas pueden ser impuestas contra patronos que emplean trabajadores que no tienen permiso de trabajo, y/o no completan y/o mantienen la documentación requerida.